Lugares y eventos

Reseña Zero Waste Fin, el buen fin ecológico

Foto por VerdeVita

El Buen Fin es un evento lleno de ofertas y donde la mayoría de personas compra productos que necesita (o no) por lo que es casi imposible evitar la enorme cantidad de basura producida en esta fecha; millones de empaques de plástico, piezas de unicel y desechos electrónicos se producen en un corto periodo de tiempo. Puedes pensar que esto es imposible de evitar, las ofertas son irresistibles; sin embargo, también hay formas de ahorrar sin hacerle daño al medio ambiente, el buen fin ecológico (Zero Waste Fin) existe, a continuación te contamos un poco de este evento.

Un Buen Fin, también para el planeta

Actualmente nuestra sociedad depende en gran parte de los productos y servicios que adquirimos y usamos, por lo que nuestros hábitos de compra se han vuelto mucho más impulsivos e irresponsables si lo comparamos con los de las generaciones pasadas. El consumismo que la mayoría de nosotros practicamos en la actualidad tiene severas consecuencias en el medio ambiente; la gran cantidad de plástico que desechamos, los artículos de piel que vestimos o los aparatos electrónicos que tiramos al terminar su vida útil están destruyendo al planeta.

Foto por VerdeVita

Es evidente que debemos cambiar nuestra forma de comprar, por lo que el bazar Zona Basura Zero decidió organizar un buen fin ecológico, realizado en Puebla el 16 y 17 de noviembre. En esta edición, muchos de los productores que se han presentado anteriormente ofrecieron distintas opciones y ofertas de sus productos, para que los asistentes pudieran aprovechar este fin de semana ahorrando y cuidando el medio ambiente a la vez.

Ahorrar va más allá de comprar barato

Foto por VerdeVita

En Zero Waste Fin se impartieron diversos talleres y pláticas orientadas al tema del ahorro, esto sin olvidar el cuidado y respeto por el planeta; tal es el caso del taller economía zero waste, donde queda demostrado que consumir productos ecológicos para cuidar el planeta en realidad no es más caro que comprar las opciones convencionales; además de implementar algunas prácticas que nos harán gastar (y contaminar) menos.

Nuestras acciones terminarán tarde o temprano por destruir el mundo como lo conocemos. Es tiempo de cambiar y actuar para evitar que esto ocurra, por eso debemos pensar en todo lo que hacemos y modificar nuestros hábitos de consumo; así podremos reducir la contaminación que provocamos.

¿Te gustó este artículo? ¡Compártelo con tus amigos!

2 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *